el barrio perfecto

by David HoegermanOctober 8, 2015

¿Qué tener en cuenta a la hora de elegir el barrio perfecto?

barrio

Muchos potenciales compradores de una primera vivienda inician el proceso mental de la compra de la vivienda con una clara idea del barrio en el que desean vivir exactamente. La mayoría de los compradores de una primera vivienda se dan cuenta rápidamente de que sus barrios favoritos son barrios que no están ni cerca de poder pagar.

Mantenga la mente abierta, elija varios barrios que considere principales y luego vuelva a elegir otros que considere alternativas secundarias.

¿Paisaje urbano o paraíso bucólico?

La primera pregunta obvia sería: ¿Prefiere vivir en el centro, con fácil acceso a teatros, recitales, restaurantes, centros comerciales, etc.? ¿O prefiere vivir un poco más lejos, en un entorno rural o suburbano un poco más tranquilo y, en general, más asequible?

De cualquier manera, si se opone rotundamente a alguna de las dos opciones, y puede eliminar las casas correspondientes de la lista, evitará ciertos problemas. En cambio, si abre la mente, puede tener un abanico más amplio de alternativas para elegir.

Escuelas

Si tiene hijos, este probablemente sea segundo o el primer criterio más importante de la lista.

Deberá analizar el distrito escolar en su totalidad, desde el punto más bajo en el que sus hijos o futuros hijos ingresen en el sistema.

Por ejemplo, si en este momento su hijo va a la escuela primaria, visite las escuelas primarias y las escuelas secundarias, sus clasificaciones a nivel nacional y estatal y, si es posible, el índice de matriculación de los graduados.

Pero si también está planeando tener un bebé en los próximos cinco años, averigüe las opciones de educación preescolar y primaria.

El juego, aquí, está en las opciones. Naturalmente, puede investigar gran parte en Internet pero, si está en la zona (porque ya vive ahí o porque pasa por el lugar el fin de semana para avanzar en su proyecto de vivienda) llame y averigüe si puede visitar algunos lugares.

Quizás se enamore de una escuela que esté lejos de la casa de la que se enamoró. Significa que deberá comprometerse a llevar a su hijo hasta allí, solo eso.

Asimismo, puede romper el molde y considerar herramientas como la educación por Internet para sus hijos.

Pero debe asegurarse de que socialicen de manera suficiente con otros niños de su edad. En otras palabras, asegúrese de tener en cuenta la cercanía a parques u otros lugares en los que haya niños de la misma edad.

Uso

Todos priorizarán este punto de manera diferente pero este es otro factor fundamental para tomar la decisión.

Al pensar en el “uso”, tenga en cuenta la conveniencia del futuro barrio en relación con los lugares clave de su vida cotidiana, como estos:

  • El lugar de trabajo
  • El lugar de trabajo de su pareja
  • Cafeterías, restaurantes, almacenes, lugares con música en vivo y teatros favoritos
  • Lugar de culto
  • Amigos
  • Lugares para ir a caminar, practicar deportes, hacer picnics, ejercitarse (incluida la piscina comunitaria, si la hubiera).

Esos son los dos criterios principales que puede evaluar cuando analice el barrio de ese hermoso castillito que ha visto, pero hay otras cosas que también se deben tener en cuenta:

  • ¿Desea estar en un barrio histórico o un barrio en desarrollo?
  • ¿Qué le falta a la comunidad en la que vive actualmente?
  • Piense también en lo que no desea que haya en el barrio.
  • Estadísticas sobre la delincuencia.
  • Atracciones turísticas.

 

Por último, es realmente necesario hacer un trabajo de campo de detective.

Recuerde la primera impresión. ¿Le produce una sensación agradable? ¿Le ocurre esto también con el barrio? A veces, este “instinto” o ausencia del mismo, es un proceso muy importante.

  • Visualícese en el barrio. ¿Se ve yendo a comprar el café de la mañana caminando o saliendo a correr con el perro? Eso le dará una idea de lo que será establecerse en el barrio, idea que puede ser útil.
  • Pasee en automóvil o camine por el barrio en distintos horarios del día para darse una idea de cómo es la vida en la comunidad. ¿Los vecinos salen a caminar o charlan después del trabajo? ¿Hay niños jugando? ¿Hay embotellamientos? ¿Las calles están bien iluminadas? Todos esos son indicadores que lo harán encontrar lo que está buscando, ¡o todo lo contrario!
  • Haga lo siguiente, tanto a la mañana como a la noche: deténgase a escuchar. El cantar de los pájaros y otros sonidos de la naturaleza suelen ser agradables pero probablemente le convenga asegurarse de no escuchar mucho ruido que proviene de autopistas, calles transitadas, vías de tren, aeropuertos o el bajo palpitante de un club nocturno cercano, etcétera.

Es mucho para analizar, pero un poco de autoevaluación y un poco de trabajo de detective realmente valdrán la pena cuando pueda disfrutar la casa y el barrio nuevos durante muchos años.

About The Author
David Hoegerman

Leave a Response