¡Bienvenido al club de propietarios! La membresía tiene privilegios (IMPOSITIVOS)

by David HoegermanOctober 6, 2015

 

mortgage-tax-deduction-2

 

Ya debe estar informado sobre lo que puede deducir del proceso de compra y cierre pero, ¿qué hay de los beneficios constantes? Tengo esos beneficios impositivos todos los años, ¿no?

Sí, señor. Podrá seguir cosechando los frutos impositivos durante todo el tiempo que sea propietario del inmueble.

Es posible que esos frutos aparezcan y desaparezcan, y el beneficio que usted obtiene de ellos puede cambiar conforme lo haga su situación, junto con las corrientes políticas e impositivas.

 

Mejoras que permiten ahorrar energía

La renovación inteligente que permite ahorrar energía y la sostenibilidad como estandartes es una decisión inteligente en muchísimos niveles. Usted ahorrará todos los meses en la factura de la luz, el valor del inmueble se incrementará cuando esté listo para venderla, Y ADEMÁS, el IRS lo recompensará generosamente por el esfuerzo.

Las mejoras inteligentes, como colocar ventanas de doble vidrio, aislamiento del ático, techo nuevo, o puertas exteriores nuevas, le permitirá deducir hasta 10% de su costo (hasta un máximo de $500). Si adquiere un modelo más nuevo de cualquier equipo que permite un ahorro energético, como el calentador de agua o la caldera, usted obtendrá un crédito de 30% del costo.

Crear un hogar que permita ahorrar energía no es parte de una propaganda política; es un negocio inteligente.

 

Acceso para discapacitados y renovaciones relacionadas con la salud

Las reformas como aumentar el ancho de las puertas, agregar rampas de acceso, colocar barandillas, y regular la altura de las instalaciones eléctricas, de fregaderos o de otros accesorios para hacer lugar para sillas de ruedas, son todas deducibles de los impuestos.

 

Gastos de actividad laboral en el domicilio

Cuidado con esto. Hay muchas salvedades para poder solicitar esta deducción legalmente. Son demasiadas como para enumerarlas aquí, así que haga sus deberes y averigüe.

 

Ingreso en concepto de alquileres de corto plazo

Si usted alquila su hogar durante menos de 14 días, el ingreso que obtiene es todo suyo y no está sujeto a impuestos. Y por más que estemos hablando de grandes sumas (como $5.000 o $10.000 a la semana), de todos modos queda en su bolsillo (y los gastos por el alquiler tampoco son deducibles).

 

Impuestos sobre la propiedad inmobiliaria

Los impuestos sobre la propiedad inmobiliaria, tanto de su residencia principal como la vacacional, son completamente deducibles a efectos del impuesto sobre la renta.

Para la mayoría de los estadounidenses, el impuesto sobre la propiedad no figura en el formulario W4. Dado que la mayoría deposita esos pagos junto con la hipoteca mensual, es fácil olvidar que la deducción existe. Si hace un detalle de sus deducciones, sin duda valdrá la pena agregar los pagos del impuesto sobre la propiedad del año correspondiente a las cancelaciones.

 

Deducción de intereses hipotecarios (primer gravamen)

Deducción cinco estrellas. El código tributario de los Estados Unidos permite que los propietarios deduzcan el interés hipotecario de sus obligaciones impositivas.

Para muchos, esto equivale a una deducción enorme, ya que los intereses representan la parte más grande del pago de la hipoteca durante los primeros años de estar viviendo en la casa.

 

Deducción de intereses hipotecarios: segunda parte

Además del interés hipotecario, se puede deducir el interés que paga por el préstamo de una segunda hipoteca (o línea de crédito).

Una segunda línea de crédito le permitiría transferir deudas de su tarjeta de crédito a la segunda hipoteca, pagar una tasa de interés menor que las tasas espantosamente exorbitantes de las tarjetas de crédito y, además, conseguir una deducción sobre el interés.

 

Impuesto a las ganancias

Usted deberá pagar este impuesto si compra una vivienda como residencia principal y vive en ella durante más de dos años. Cuando venda, si mantiene las ganancias hasta $250.000 si no está en pareja y $500.000 si está casado, no deberá ningún impuesto a las ganancias.

Desde que la tengo, mi casa ha sido la mayor deducción que figura en mis declaraciones de impuestos. Gracias a ella he ahorrado más de $30.000 en impuestos.

Usted también podrá ahorrar miles de dólares.

About The Author
David Hoegerman

Leave a Response