Mantenimiento del inmueble por estación: lista de tareas trimestrales

by David HoegermanOctober 6, 2015

Cómo conservar la casa en perfectas condiciones: Guía del mantenimiento del inmueble para compradores de una primera vivienda

home-maintenance

Usted cambia el aceite del automóvil exactamente cada 4.800 km. Rota los neumáticos, pone a punto el motor y se dirige a la tienda no bien se enciende la luz de “revisar motor”.

Su automóvil tiene muchas piezas móviles que necesitan mantenimiento regular para evitar averías.

Como inquilino, es posible que no haya notado la cantidad de veces que llamó al propietario para que realizara pequeñas reparaciones y algunos arreglos.

Pero ahora, usted es propietario. Ahora el problema es suyo, suyo solamente.

Las reparaciones domésticas también pueden resultar costosas. Las primeras veces que realice pagos por reparaciones conocerá un mundo nuevo de responsabilidades. Comenzará a valorar el mantenimiento diario que, como inquilino, ignoró durante años.

Rápidamente comprenderá que, en cuestiones domésticas, es mejor prevenir que curar.

Es mucho lo que hay para hacer, por lo que poner un poco de orden puede ser muy útil. La mejor manera de organizarse es armar grupos de tareas de mantenimiento, de acuerdo con la estación de año en que conviene hacerlas.

Aunque seguramente las estaciones indicadas no coincidan en todos los casos con las que usted eligió, en la lista que se encuentra a continuación encontrará una guía generalizada y razonable de las tareas necesarias y el momento en que se deberían realizar.

 

Primavera

Primavera Nunca me preocupé mucho por esta estación. En el sur suele ser un sufrimiento para una persona alérgica como yo. Además de eso, son buenos meses para el mantenimiento del hogar de todo tipo. Por algo existe la llamada “limpieza de primavera”.

De todas maneras, si usted está casado, es probable que su esposa le haya dejado una lista de quehaceres abrumadora, y hasta quizás imposible de cumplir. Si desea contratar a alguien para que le dé una mano mientras ella no está, no dude en hacerlo. Estoy seguro de que algún vecino lo ayudará a cambio de veinte dólares.

  • Controle el desagüe exterior. ¿El agua de lluvia se escurre? No debe haber charcos cerca de la casa durante más de veinticuatro horas. Si el agua se estanca, o corre hacia las bases, tiene algunas opciones. Primero, revise las canaletas. Puede haber un caño roto o alguna junta suelta; o tal vez solo haya que limpiarlas.
  • Limpie las canaletas. Es probable que se hayan acumulado hojas durante el otoño y suciedad o sedimentos de las lluvias y nevadas del invierno.
  • Revise el exterior de su vivienda. ¿Hay partes en que la pintura se esté descascarando? ¿Se dañó el revestimiento exterior durante el invierno? ¿Hay agujeros en los ladrillos? Observe con atención toda la parte de afuera de la casa y haga los arreglos necesarios.
  • Prepare el aire acondicionado para el verano. Si vive en las zonas más cálidas o más humedad del país, considere una revisión técnica, sobre todo si tiene un sistema central. Ese tipo de sistemas tiene una gran cantidad de piezas, y muchas de ellas se dañan con el intenso calor del verano. Se puede conseguir servicio técnico profesional por cien dólares o menos. Hay que estar atento a las ofertas publicadas en las páginas de Amazon o Groupon.
  • Arregle o cambie los mosquiteros rotos. No sea cosa que los insectos entren porque se olvidó de tapar algún agujero. Y, SI se ve, no utilice cinta de embalar. Ojos que no ven, corazón que no siente.
  • Retire plantas o arbustos secos de la casa. Esto podría duplicar la tarea de jardinería, pero si no podó los árboles o arbustos en el otoño, hágalo ahora. Las plantas, sobre todo las enredaderas que decoran el exterior de la casa, pueden meterse en las grietas y los agujeros de los muros exteriores. Obviamente es una complicación, y se debe solucionar de inmediato.
  • Controle que los árboles no estén en contacto con los cables de electricidad. De ser necesario, contrate a un podador profesional.
  • Verifique que el techo no tenga roturas, filtraciones, etc. Quizás sea necesario un profesional para repararlas correctamente. Yo siempre tuve que llamar a uno.

 

Verano

En el verano hay más luz natural. Por ese motivo, su esposa espera que dedique más horas a los puntos que figuran en su lista de tareas.

Sin dudas, hay mucho trabajo de exterior, especialmente relacionado con el césped, el jardín, la plataforma de madera y el patio. ¿Dije algo sobre la mayor cantidad de horas de luz natural para trabajar?

  • Controle las juntas en los baños, la cocina, etc., y repárelas si es necesario. Así prolongará la duración de las superficies con azulejos y hará que se vean mejor.
  • Busque posibles pérdidas en las cañerías, limpie los aireadores de los grifos. Revise toda la grifería y los inodoros para controlar que no haya filtraciones.
  • Ocúpese de cualquier insecto que pueda haber. El verano es su estación preferida. Probablemente no haya que buscar demasiado para encontrarlos. Las más frecuentes son las hormigas, arañas, polillas, etc., y controlarlas es bastante sencillo.
  • Limpie y haga los arreglos necesarios en el patio o la plataforma de madera. En general, con un buen lavado es suficiente. Quizás también sea necesario volver a pintar la plataforma de madera. Asimismo, fije cualquier tablón o tornillo que esté flojo.
  • Retire los escombros de los patios de ventilación. Si tiene sótano, recuerde que allí también hay escombros. Pueden acumularse todo tipo de cosas, desde hojas hasta basura y animales.
  • Revise y limpie la ventilación de la secadora u otras ventilaciones que den al exterior de la casa. Mientras la secadora está funcionando, verifique que se produzca la descarga. Debe tener un rico olor a ropa recién lavada. Si no hay mucha descarga, fíjese, lo mejor que pueda, que el conducto no esté bloqueado. Tal vez necesite llamar a un profesional. Además, retire las pelusas de la manguera con la aspiradora.
  • Limpie el garaje. Hacerlo debería ser un ritual de verano para todos los hombres. Mantenerlo limpio y ordenado alarga la duración del mismo, pero a menudo no se le presta atención con regularidad. Se debería limpiar más seguido todavía, porque todas las tareas que allí se hacen generan mucho polvo. De todas maneras, una vez al año haga una limpieza profunda.

 

Otoño

El otoño es una estación intermedia, en la que se termina el mantenimiento de verano y se prepara la casa para el invierno. El frío, la nieve y la lluvia pueden dañar una vivienda, por lo que es mejor no pasar por alto los preparativos.

  • Limpie las canaletas con frecuencia.
  • Ponga los sistemas de aire acondicionado en condiciones para que puedan resistir el invierno. Retire y guarde los objetos que se colocan en ventanas. Si tiene un sistema central, cubra la unidad exterior con una lona o bolsa plástico, atada con cuerdas elásticas.
  • Prepare la calefacción para el invierno. Controle que no haya escapes de aire en las ventanas o las puertas. Pueden costar un ojo de la cara. Asegúrese de que las salidas de la calefacción estén abiertas y que ningún mueble las obstruya. Realice el mantenimiento de la caldera por lo menos cada dos años (si es anualmente, mejor). Si tiene chimeneas, recuerde hacer lo mismo.
  • Cierre y purgue los grifos de agua que se encuentran en el exterior. Purgue también las mangueras y guárdelas. Si tiene sistemas de riego, también prepárelos para el invierno. Además, sería bueno que cierre por completo el grifo que alimenta la manguera durante la primavera y el verano.
  • Verifique que no haya grietas en la entrada ni en el pavimento. Si las hay, arréglelas antes del invierno, porque el agua puede congelarse adentro y expandirlas, dañando aún más el material.
  • Equípese para el invierno. Tenga sal para echar en la acera, una buena cantidad de bebidas alcohólicas por si se queda atrapado por la nieve, buenas palas o, por lo menos, un acuerdo con algún niño del barrio. No se olvide del alcohol. Esté preparado para el invierno.
  • Mientras sea posible, limpie las canaletas una vez más.

 

Invierno

El invierno es la estación para concentrarse en el interior de su casa nueva. Es el mejor momento para encarar tareas como pintura, construcción de estantes, reparación del toallero o colocación de un salpicadero en la cocina.

  • Controle periódicamente que no se acumule nieve ni haya carámbanos. Los cables para deshielo que se colocan en el tejado funcionan bien. No permita que los carámbanos crezcan. Son muy pesados y causan daño con mucha facilidad. Además, se derriten. ¿Adónde va esa agua? El invierno es un buen momento para fijarse.
  • Revise el sistema eléctrico lo mejor que pueda. Siempre, pero siempre, sea extremadamente cuidadoso cuando trabaja con electricidad.
  • Ajuste manijas, picaportes, estantes, etc. Recorra la casa y examine todo lo que pueda tener un tornillo flojo.
  • Controle todas las cerraduras y cerrojos de las puertas y ventanas. Si hay algo que no funciona, cámbielo.
  • Controle el enmasillado alrededor de las duchas y bañeras, y arréglelo si es necesario.
  • Retire los cabezales de duchas y límpielos. Eso prolongará su duración y mejorará la presión del agua.
  • Revise el sótano y límpielo bien. Es una parte de la casa que siempre se pasa por alto, sobre todo si solo se usa como depósito. Revíselo bien al menos una vez al año.

Espero que sea una persona habilidosa, porque yo nunca fui de esos hombres viriles que construyen o arreglan cosas.

Aunque creo que fue lo mejor. En vez de conceder mi tiempo los fines de semana, concedí mi dinero. La buena noticia es que una vez que en el barrio se ha difundido que no eres habilidoso, los niños aprovechan la oportunidad y acuden en tu ayuda.

Que un niño de 12 años haga varias de las tareas de mi lista mejor de lo que yo quizás podría molestarme, pero no me molesta.

About The Author
David Hoegerman

Leave a Response